CONSERVACIÓN DE LA POBLACIÓN DE BUHO REAL EN LA SIERRA DE ESCALONA


El Sur de la provincia de Alicante posee una de las poblaciones de Búho real (Bubo bubo) con mayor densidad y con mejores tasas reproductoras de las descritas en toda su área de distribución hasta este momento. Se cree que este núcleo posee una enorme importancia dentro de toda la meta población debido a que actúa como fuente de individuos a consecuencia de la alta productividad de las parejas. La característica principal que se intuye que determina que los individuos estén tan concentrados, y además consigan tasas de productividad tan altas, se debe a la elevada densidad de conejos (Oryctolagus cunniculus) en todas la zona.

Desde el año 2002 el Área de Ecología de la Universidad Miguel Hernández en colaboración con diferentes organismos y asociaciones como el grupo de Anillamiento ARDEA realiza un estudio pormenorizado de las características biológicas, ecológicas y las medidas de conservación de la población de Búhos Reales del Sur de la Vega Baja.

El área de estudio incluye los montes, campos y cabezos del sur de la Vega Baja pertenecientes a los municipios de Pilar de la Horadada, Orihuela, San Miguel de Salinas, Benejúzar, Benijófar, Jacarilla, Algorfa y Bigastro

Hasta el momento se han monitoreado alrededor de 60 nidos de búho real en los que se han anillado unos 130 pollos. Con los resultados obtenidos se ha podido asegurar que la zona de estudio muestra una de las mejores y más densas poblaciones de la especie en todo el Paleártico. Los datos reproductivos son los más elevados registrados nunca para la especie, e incluso para una población de grandes rapaces. La abundante población de conejos que vive en la Zona Sur de la Vega Baja parece ser una pieza fundamental en el mantenimiento y la productividad de esta población.

Hasta este momento se han recuperado 6 aves anilladas por nuestro equipo. Esto supone un porcentaje de recuperación de un 4,6 %, un valor bastante elevado comparado con la media de recuperaciones de otras especies. Pero aún así no es un dato lo suficientemente elevado como para poder realizar consideraciones sobre los movimientos dispersivos o sobre los factores de mortalidad.

Tres de estos ejemplares se encontraron muertos electrocutados a escasos cientos de metros del lugar de anillamiento, durante el periodo de dependencia paternal. Un cuarto ejemplar se recuperó tres años después de ser anillado a poco menos de dos kilómetros del nido donde nació. Los otros dos ejemplares fueron recuperados en Murcia por el servicio de agentes forestales, uno en Puerto Lumbreras y el otro en Mazarrón. Cinco de los seis búhos recuperados fueron localizados debajo de un tendido eléctrico, lo que indica la gran importancia de esta causa sobre las rapaces. El sexto se localizó enganchado en un vallado.

ABONA TU PEDIDO!!